jueves, 20 de noviembre de 2014

Ágape entre terroristas


http://eichikawa.com/wp-content/uploads/2014/11/posada0.jpg
Santiago Álvarez en el cumpleaños de Ernestino Abreu


Solo gente de la catadura de Luis Posada Carriles y Santiago Álvarez Fernández-Magriñá pudieron estar allí, en el homenaje realizado a Ernestino Abreu, viejo terrorista, cuando se celebró el pasado 18 de noviembre su cumpleaños número 90.

Los allí reunidos rememoraron sus hazañas y ensalzaron a aquel viejo ya decrépito con un oscuro dossier de actividades criminales. 

Ernestino Abreu, quien fungió en Miami como presidente de la Junta Patriótica Cubana, inició sus actividades contrarrevolucionarias a fines de 1959 como uno de los fundadores del Movimiento de Recuperación Revolucionaria (MRR) grupúsculo terrorista que cometió un sinnúmero de sabotajes y atentados contra nuestra población civil.

http://eichikawa.com/wp-content/uploads/2014/11/posada-11-250x166.jpg
Posada Carriles presente en el homenaje a Ernestino Abreu
Se asiló en la Embajada de Brasil el 4 de mayo de 1961 llegando a Miami el 10 de agosto de 1961. 

En septiembre de 1963 participó en Nicaragua en el entrenamiento de mercenarios con vistas a realizar ataques terroristas contra Cuba, bajo la tutela de la CIA y del MRR. Tuvo que salir apresuradamente de Nicaragua cuando triunfó el FSLN, siendo nombrado en Miami secretario general del MRR.

El 16 de mayo de 1998 desembarcó en la costa de Pinar del Río junto a Vicente Martínez, con la finalidad de llevar a cabo acciones terroristas contra Cuba. A los pocos días fue capturado con un importante alijo de armas.

En un juicio fue condenado a 26 años de prisión, siendo liberado por el gobierno cubano en el 2001.

“El propio FBI desclasificó el expediente número HQ 109-584-3387; NARA RIF Número 124-10279-10032], en el que se caracteriza al MRR como una organización terrorista, sobre la que pesan sobradas pruebas para encarcelar a sus miembros.

Según este informe, el Movimiento de Recuperación Revolucionaria, el cual se vinculó a otros grupúsculos violentos como el FRD y el CRC, y estaba integrado, entre otros, por criminales como Rafael Quintero Ibarria, Higinio alias Nino Díaz, Manuel Artime Bueza y Juan Manuel Guillot Castellano.

Previo al ataque por Playa Girón, la CIA orientó al Movimiento de Recuperación Revolucionaria (…) y al Movimiento Revolucionario del Pueblo (MRP), brindar total apoyo a las bandas de alzados en el Escambray y en las zonas orientales del país, así como coordinar con el Servicio de Inteligencia Naval la infiltración de terroristas desde la Base de Guantánamo.

Muchos fueron los crímenes perpetrados por el MRR. El 15 de enero de 1962, en la finca El Naranjito, al sur del poblado de El Nicho, en la zona montañosa del Escambray, asesinaron al campesino Valentín Alonso Maceda y a su hijo Valentín Alonso Barrera. También en la finca Chicharrón, barrio Jobo, de San Nicolás de Bari, en La Habana, un terrorista del MRR ahorcó al menor Andrés Rojas Acosta e incendió su hogar.

Era el inicio de una larga cadena de actos terroristas. Durante febrero y marzo las bandas cometieron otros 14 asesinatos de civiles.

Con la infiltración del agente CIA y dirigente del MRR, Juan Manuel Guillot Castellanos, alias Rogelio, para asumir la dirección del terrorismo de este grupúsculo sobre el terreno, con vistas a preparar una insurrección nacional. Luego de sacar a varios miembros del MRR para ser entrenados en La Florida, regresó en mayo de 1962, ocasión en que fue detenido.

Entre sus fechorías más famosas se encuentran:

● 4 de diciembre de 1960: Fue saboteado el tramo de la línea eléctrica que comprende desde Ciego de Ávila al poblado de Vicente, por terroristas de las organizaciones 30 de noviembre, Movimiento de Recuperación Revolucionaria (MRR), Movimiento Demócrata Cristiano (MDC) y el Movimiento de Revolucionario Democrático (MRD).

● 24 de diciembre de 1960 Sabotaje a la tienda Flogar mediante la detonación de un artefacto explosivo en la cafetería de la misma, ocasionando lesiones a 15 personas, entre ellas varios menores. Detrás de estos sucesos actuaron miembros del Movimiento 30 de Noviembre, del Movimiento de Recuperación Revolucionaria (MRR) y del Movimiento Revolucionario del Pueblo (MRP).

Entre los sospechosos estaba nada menos que, Carlos Alberto Montaner Suris, vecino en ese entonces de 88, número 309, esquina a Tercera A, en Miramar, y quien tenía en su domicilio un maletín de lona, cuatro detonadores, un rollo de mecha, un pomo con tres barras de fósforo vivo, dos rollos de tape, cuatro cartuchos de municiones, dos pantalones verde olivo y dos camisas de miliciano. Para ese entonces, el joven Montaner se encontraba vinculado con Manuel Artime, jefe del MRR. Junto a Montaner fueron capturados los terroristas Alfredo Carrión y Manuel Néstor Pinango Pérez.

● El 31 de diciembre de 1960 estalló otro artefacto explosivo debajo de un auto estacionado en la calle 130, en Marianao, que ocasionó heridas a dos personas mayores y a Omar González Díaz, de 3 años, y a José Antonio González Pérez, un bebé de apenas 7 meses. Detrás de estos sucesos actuaron miembros del Movimiento 30 de Noviembre, del MRR y del MRP.

● 30 de octubre de 1977: Sabotaje al teatro Amadeo Roldán. Incendio que provocó su destrucción total, a causa de un incendio que ocasionó daños por valor de 15,8 millones de dólares. Detrás de este sabotaje estaban miembros del Movimiento 30 de Noviembre, del Movimiento de Recuperación Revolucionaria (MRR) y del Frente Revolucionario Democrático (FRD).

Hoy esta organización hace uso de Internet para incitar, desde una página de Facebook – https://www.facebook.com/pages/Movimiento-de-Recuperacion-Revolucionaria/474273756007378-, a los jóvenes cubanos y venezolanos para realizar acciones de corte violento contra sus respectivos gobiernos.” (1)

En todas estas actividades estuvo vinculado Ernestino Abreu, quien ahora es homenajeado por otros impunes terroristas.

Percy Francisco Alvarado Godoy


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ShareThis

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...