lunes, 16 de febrero de 2015

Lista Falciani destapa vínculos entre Al-Qaeda y el Mossad

Imagen del World Trade Center tras los impactos de los aviones (11/09/2001).

Nuevos documentos publicados por el diario Le Monde, a partir de la lista Falciani, han permitido identificar, ayer domingo, a un contacto del servicio de inteligencia israelí, el Mossad, que estaría implicado en los procesos de financiación de los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos.

“Es él el que pone en contacto a la gente de Al-Qaeda en 2000, cuando Al-Qaeda busca sacar su dinero del sistema bancario”, explicó el periodista francés Serge Michel a los participantes en la emisión ‘Le Grand Journal’, de la cadena gala ‘Canal +’, refiriéndose a un traficante israelí de drogas, de armas y de diamantes que utilizaba los servicios opacos del banco británico HSBC.

Michel destacó la grave responsabilidad del banco al respecto, pues no hizo nada durante años, pese a que no podía desconocer los múltiples y graves crímenes que se le imputaban a su cliente, el israelí Shimon Yelinek.

Este traficante israelí, consejero durante años del régimen de Mobutu Sese Seko en la República Democrática del Congo, participó en una transacción de diamantes y armas para el Frente Unido Revolucionario de Sierra Leona, y para ello utilizó los servicios de otro israelí, de nombre Ori Zoller.

El diario francés, en su artículo sobre esta cuestión publicado el sábado, identifica a este Zoller de manera escueta como “antiguo miembro de las fuerzas especiales israelíes”, y alude a su implicación en el comercio de armas en Guatemala, y a sus vínculos con el Gobierno nicaragüense (entonces proestadounidense) y la banda criminal paramilitar Autodefensas Unidas de Colombia.

Le Monde silencia, sin embargo, detalles sobre las actividades de Zoller que sí publicó ayer domingo el periodista antisionista francés Hicham Hamza.

En enero de 2003, la Organización de los Estados Americanos (OEA) publicó un minucioso informe oficial sobre el tráfico de armas mencionado, donde se identifica a Zoller como “exagente de la inteligencia israelí” y representante de la empresa ‘Israeli Military Services’.

A finales de 2001, Zoller mantenía aun importantes relaciones financieras con los bancos de Tel Aviv, según refleja el informe de la OEA.

En 2002, además, el diario ‘Miami Herald’ —de la ciudad del sureste estadounidense donde residía habitualmente Yelinek— reveló que Zoller era todavía entonces agente del Mossad, citando fuentes del Consejo de Seguridad Nacional de Panamá, a través del diario panameño ‘Panama America’.

La implicación del Mossad y de las redes sionistas estadounidenses en la organización de los atentados del 11-S ha sido objeto de estudio de numerosos periodistas de investigación, como el propio Hamza o los también franceses Thierry Meyssan y Laurent Guyénot.

Particularmente chocante fue la detención en Nueva York, el mismo 11 de septiembre, de cinco israelíes que observaban desde la distancia, con muestras de gran alegría y haciéndose fotos, el impacto del primer avión contra la torre norte del ‘World Trade Center’.

Los cinco israelíes permanecieron detenidos durante 71 días antes de ser enviados a Tel Aviv. El medio de la comunidad judía neoyorquina The Forward” reveló más tarde, señala Hamza, que al menos dos de ellos eran agentes clandestinos del Mossad.

El primer ministro israelí, Benyamin Netanyahu, al ser interrogado sobre los atentados el mismo 11 de septiembre, los valoró de manera muy positiva, como algo que fortalecería los lazos entre Estados Unidos y el régimen de Tel Aviv. 
 
HispanTV

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ShareThis

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...