martes, 17 de marzo de 2015

Praga se ha sumado al peligroso juego de la OTAN y los EEUU.



http://img.radio.cz/pictures/c/ct24/armada/armada_usa.jpg

A pesar de que un 60% de los checos no se sienten amenazados por parte de Rusia y rechazan la presencia de militares del Ejército estadounidense en el territorio de la República Checa, según un reciente sondeo realizado por la agencia SANEP, con respecto a la eventual participación checa en la operación militar europea ‘USA Atlantic Resolve’, centrada en el apoyo de los aliados en vista de una eventual amenaza rusa, el gobierno de ese país ha dado un peligroso paso al permitir el paso por su territorio de un importante convoy militar USA rumbo a Alemania.

Con dudoso posicionamiento ante la crisis que envuelven a EEUU y la UE con respecto a Rusia, el jefe del Departamento de Relaciones Exteriores del Despacho Presidencial, Hynek Kmoníček declaró hoy que “Todavía es posible evitar una nueva Guerra Fría entre Occidente y Rusia debido a la crisis ucraniana”.

Sin embargo, el gobierno checo ha dado su visto bueno al paso por carretera de un convoy militar estadounidense a través del territorio de la República Checa, el cual se dirigirá desde los países bálticos a Alemania y cruzará la frontera checa en tres lugares.

De acuerdo con diferentes fuentes, unos 120 carros blindados y 516 militares estadounidenses atravesarán el territorio checo entre el 29 de marzo y el 1 de abril, luego de que estas tropas asentadas en Alemania hayan participado en maniobras militares de la OTAN en Polonia y los países bálticos 

No cabe la menor de las dudas, de que el desplazamiento de tropas norteamericanas a lo largo de seis países europeos, tiene como objetivo reafirmar el apoyo de Washington a sus aliados en el viejo continente, en relación con la crisis en Ucrania y la agudización de las relaciones con Rusia. Es una abierta provocación contra el gobierno de Putin y una manera de aumentar las tensiones en la región.

Hasta el momento se sabe que el convoy atravesará en total unos 1.800 kilómetros de carreteras, así como que los efectivos norteamericanos pasarán tres noches en territorio checo y los mismos serán alojados en establecimientos militares en las ciudades de Vyškov, Liberec y Pardubice.

Esta aceptación del tránsito de tropas USA por la República Checa, contradiciendo la postura de la mayoría de sus ciudadanos, anuncia la hipocresía de su gobierno y su confabulación en las amenazas contra Rusia y la estabilidad política en la región.

Praga se ha sumado al peligroso juego de la OTAN y los EEUU.


Percy Francisco Alvarado Godoy


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ShareThis

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...