martes, 17 de enero de 2017

MI6 británico sabotea acercamiento de Trump con Rusia: ¿La CIA Vs. El Pentágono?



https://elrobotpescador.files.wordpress.com/2017/01/maxresdefault-25.jpg?w=593&h=334
Después de las mendacidades sobre las “armas de destrucción masiva” de Saddam Hussein –que no existieron y sólo sirvieron de coartada para saquear el petróleo de Iraq–, las 17 agencias de espionaje de EUA –al unísono del MI6 británico y el Mossad israelí– quedaron lisiadas y desacreditadas, no se diga por las cábalas del 11/9 y el control cibernético global del National Security Agency (NSA) que reveló Snowden, asilado en Rusia.
En un clásico operativo de inmundicia triangulada, el portal BuzzFed difundió a destiempo un fétido “documento”, verdadero libelo sin evidencias, donde Trump queda como vulgar títere de Putin, quien “supuestamente” lo chantajea con inexistentes videos comprometedores de depravación sexual (“Kompromat”) inspirados por el Marqués de Sade. El israelí-italiano-estadounidense Jonah Peretti es cofundador de BuzzFeed y The Huffington Post, vinculado a Soros.
El libelo fue redactado en forma “filantrópica (sic)” por el ex espía británico del MI6 en Moscú, Cristopher Steele, hoy escondido, financiado por el partido Demócrata y un sector del partido Republicano anti-Trump: “consultor” de Orbis Business (sic) Intelligence, “sub-contratada” por la mancillada consultoría Fusión GPS que se alquila sin escrúpulos.
El pestilente libelo fue entregado al pugnaz senador John McCain, supremo promotor de las guerras vistas como negocio, desde Ucrania hasta Siria, y cuya fundación Reform Institute es financiada por el rusófobo George Soros.
McCain, quien obstruye el acercamiento entre EUA y Rusia, obsequió la explosiva bomba al atribulado James Comey, director del FBI, en coordinación con el influyente congresista mormón (¡ojo!) del partido Demócrata, Harry Reid, quien se jubila estos días, no sin antes cobrarse facturas. Gran Bretaña (GB), en su reacomodamiento con China mediante el Brexit, busca sabotear el acercamiento de Trump con Putin que la dejaría en la orfandad geopolítica y rezagada en su otrora “relación especial” con EUA.

Hoy, los congresistas bipartidistas anti-Trump y los multimedia controlados por Soros reclaman la decapitación del director del FBI, quien reveló los nauseabundos correos de Hillary, mientras “ocultó” el libelo rusófobo del espionaje británico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ShareThis