viernes, 6 de febrero de 2015

¿Cuáles fueron las matrices de opinión anticubanas en enero de 2015?



http://www.cmhw.cu/images/yeni/65-caricatura.jpg

El comportamiento esperado de los diversos medios de comunicación anticubanos, la blogosfera contrarrevolucionaria y la actividad de los mercenarios internos en las redes sociales, en enero de 2015, giró fundamentalmente en torno al proceso de acercamiento diplomático entre Cuba y los Estados Unidos.

En torno a este proceso, complejo, lleno de expectativas y nada dinámico, el posicionamiento de la contrarrevolución y los tradicionales enemigos de nuestra patria, trató de impostar diversas matrices de opinión que, en su conjunto, intentaron condicionar las posiciones de ambos gobiernos mediante la manipulación, la distorsión y el ataque mediático. Mucha especulación hubo y mucha presión mediante críticas y cuestionamientos, esperando viciar y ejercer una influencia nociva en la opinión pública.

A grandes rasgos, este comportamiento mediático se basó en los siguientes dudosos argumentos:

● La decisión de Cuba y EEUU de normalizar sus relaciones bilaterales debe partir de un condicionamiento al tema de la defensa de los derechos humanos y la promoción de la democracia –atendiendo a la percepción manipulada de estos por parte de los enemigos de Cuba-, tratando de cuestionar la soberanía y la constitucionalidad en la Isla. Asimismo, hubo un manipulado intento de solicitar incluir a la insignificante contrarrevolución interna y sus socios en el exterior como condición para realizar un “diálogo” supuestamente viable para el futuro del país.

● Aunque las posiciones moderadas percibieron como positivas las medidas anunciadas por el presidente Barack Obama, a contrapelo de las reacciones adversas de los asociados a la ultraderecha reaccionaria, las mismas auguraron que éstas no tendrían un impacto significativo si Cuba no realiza transformaciones estructurales en su economía ni elimina restricciones internas, sobre todo con respecto a normas aduaneras para las importaciones, acceso libre a Internet, gravamen al dólar y recepción de señales de televisión extranjera. Es otra manera de tratar de presionar al gobierno cubano a asumir cambios no deseados o que son prematuros por el momento.

● Percibieron que las conversaciones bilaterales han tenido en EEUU solo el ánimo de dar pasos concretos, cuestionando un supuesto inmovilismo por parte de Cuba.

● Mostraron los reclamos soberanos de Cuba con respecto al levantamiento del Bloqueo, la devolución de la Base de Guantánamo, la eliminación de la Ley de Ajuste Cubano, la política de Pies Secos-Pies Mojados, la eliminación de Cuba en la lista de países patrocinadores del terrorismo, el programa de otorgamiento de visas expeditas y el sonsacamiento para deserción  a médicos que cumplen misión en el exterior, el rechazo a la manipulación del tema de los derechos humanos, así como el legítimo reclamo de Cuba de que sean reconocidas oficialmente las ONG que integran la sociedad civil socialista, como obstáculos para propiciar un diálogo fructífero entre las partes.

● Profundizando aún más en el ataque mediático previo al anuncio del 17D, luego del discurso de Raúl en la III Cumbre de la CELAC y las declaraciones de la Directora de América del Norte del MINREX, Josefina Vidal, se trató de mostrar falsamente una reticencia cubana a continuar un diálogo fluido con la parte norteamericana.

● Refutaron la posición cubana de búsqueda de una “convivencia civilizada” y el “respeto” entre ambas naciones, impostando un discurso de cuestionamiento a la libertad de expresión en Cuba, manipulando dichos temas bajo una inexistente represión y acoso a quienes piensan diferente, ocultado la finalidad desestabilizadora y subversiva de los grupúsculos contrarrevolucionarios internos, financiados desde el exterior.

● Cuestionaron la excarcelación de los supuestos “presos políticos” políticos por parte de Cuba como un acto fraudulento, con el argumento de que no hubo liberación incondicional, pues se mantienen sujetos a licencia extra penal u otros mecanismos del sistema judicial. Asimismo, arguyeron que varios de ellos fueron liberados antes del acuerdo e, incluso, algunos ya habían cumplido su sanción, entre otras manipuladas objeciones. Obviaron, por supuesto, que EEUU no seleccionó a algunos contrarrevolucionarios detenidos en su lista de peticiones, pues les interesaba mantenerlos como “víctimas” del gobierno cubano.

● La liberación de los presos cubanos sirvió para apuntalar el discurso manido sobre un supuesto deterioro de las condiciones carcelarias en Cuba.

● Cuestionaron la soberana y legítima posición cubana de advertir a los contrarrevolucionarios liberados de abstenerse a continuar en su labor provocativa, so pena de reiniciarle juicios de acuerdo con nuestra legislación vigente.

● Sobresalió en el ataque mediático la posición de varios contrarrevolucionarios que se oponen a la normalización de los vínculos bilaterales y las nuevas medidas anunciadas por el presidente norteamericano, entre los que se destacaron Berta Soler, Antonio Rodiles, Ángel Moya, Guillermo Fariñas, Félix Reyes, Jorge Luis García Pérez, Antúnez, entre otros, los que se prestaron al circo mediático orquestado dentro del Congreso norteamericano dirigido a cuestionar a la administración Obama, así como a defender las posturas intolerantes de la ultraderecha anticubana. Para ellos, los que se oponen a Cuba, siempre el Congreso USA será un foro disponible.

● Hubo destacadas críticas al Decreto No. 327 “Reglamento del proceso inversionista”, que regula todas las inversiones que se ejecutan en el territorio nacional, incluyendo empresas de capital totalmente extranjero, bajo la malsana intención de viciar aquellos intentos por parte de Cuba de desarrollar proyectos inversionistas que permitan la adquisición de capitales frescos, nuevas fuentes de empleo, acceso a nuevas tecnologías de la producción, así como el desarrollo de la actividad económica en el país. Fue una descarada postura a favor del bloqueo y el aislamiento de Cuba.

● Se mantuvieron las infames e infundadas críticas a la proyección internacional de nuestro sistema de salud pública, difamando sobre la supuesta apropiación indebida por parte del Estado del 70% del salario de los profesionales en el exterior. De la misma manera, el discurso mediático se centró en cuestionar los logros de Cuba en materia de salud, presentando al mismo en un período de decadencia de infraestructura y personal en beneficio de nuestros servicios médicos en ultramar. En este sentido, sus ataques estuvieron dirigidos a cuestionar la actividad de nuestros médicos en el enfrentamiento al ébola en África.

● La puesta en marcha de nuevos proyectos es tema constante entre los mercenarios en busca de nuevos espacios, fundamentalmente apoyo de aquellas familias disfuncionales. En esta ocasión pusieron en práctica el “Tía Nana” cuyo principal fundamento va dirigido a impartir talleres que complementarán la formación vocacional impartida en las escuelas. Todo este hipócrita intento de accionar dentro de las comunidades busca prestigiarse y lograr impacto mediático en el exterior para obtener mayores fondos para los grupúsculos contrarrevolucionarios.

● En esta etapa, 26 mercenarios salieron al exterior con el objetivo de recibir capacitación en programas subversivos, así como para participar en los circos mediáticos montados contra Cuba en el exterior. Sus destinos principales fueron EEUU y México.

● Uno de los temas que fue más manipulado desde el exterior y la propia contrarrevolución fue nuevamente un supuesto deceso del compañero Fidel, el cual tuvo como desenlace la frustración de los necro especuladores ante su aparición en un encuentro con Fray Betto y con el presidente de la FEU, Randy Perdomo. Otra vez Fidel les dio donde más les duele.

● Todos los medios contrarrevolucionarios continuaron su labor de incitación a las salidas ilegales del país, a partir de la difusión de falsos rumores sobre la posibilidad de que EEUU cambie la Ley de Ajuste Cubano como resultado del restablecimiento de las relaciones entre ambos países.

Estas fueron algunas de las tendencias del ataque mediático anticubano en enero del 2015, augurándose su recrudecimiento en los próximos meses.

Unos de los diversos escenarios futuros de las provocaciones contrarrevolucionarias son el próximo 24 de febrero –tomando como centro la falsa acusación de que Cuba derribó las avionetas de Hermanos al Rescate en 1996 en aguas internacionales-; el 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, en que el grupúsculo Damas de Blanco tratará de crear shows mediáticos en las calles de ciudades como La Habana, Matanzas, Santiago de Cuba, entre otras; así como la preparación de varios contrarrevolucionarios para participar en los foros alternativos durante la Cumbre de Las Américas  en Panamá.

Nuestro pueblo está preparado para enfrentar todos esos desafíos.

Percy Francisco Alvarado Godoy


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ShareThis

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...