lunes, 1 de diciembre de 2014

España seguirá vendiendo armas a Israel

El Gobierno español decidió el pasado mes de julio paralizar cautelarmente las ventas de material militar a Israel debido al conflicto abierto en Gaza.

 
Pedro Morenés viaja hoy a Tel Aviv en la que será la primera visita de un ministro de Defensa español al país

Para ello la Junta Interministerial Reguladora del Comercio Exterior de Material de Defensa y Doble Uso (JIMDDU) en la que están representados, entre otros, los ministerios de Presidencia, Economía, Exteriores, Defensa o Hacienda invocó el artículo 4 de la Posición Común 2008/944/PESC que recoge que la posibilidad de suspender las exportaciones cuando existan indicios de que el material "pueda ser empleado en acciones que perturben la paz, la seguridad o la estabilidad en un ámbito regional"

Según han confirmado a la SER fuentes del Ejecutivo, la decisión adoptada en julio ha sido revocada hace pocas semanas en la reunión de la JIMDDU que tuvo lugar a principios del mes de noviembre al considerar que ya no existe el motivo (la ofensiva en Gaza) que dio lugar a la suspensión cautelar.

Durante ese tiempo, según fuentes del Gobierno “se autorizaron únicamente, aquellas solicitudes de exportación con carácter temporal y devolución posterior del producto a España, dejándose pendiente cualquier posible solicitud de exportación definitiva”.

RG31 español en Afganistán equipado con ametralladora Israelí / MINISTERIO DE DEFENSA

Detrás de esta críptica frase se esconde la realidad de esta particular suspensión de las ventas de armamento a Israel por parte de un país como España que principalmente es comprador de armamento Israelí y no exportador: el embargo no afectó a la parte del león de las exportaciones, el material que las fuerzas Armadas españolas han comprado en los últimos años a Israel y necesita ser reparado o implementado en el país de origen.

Torretas, todoterrenos y componentes de aviones para ser “mejorados” en Israel

Durante la suspensión cautelar (desde julio a noviembre) España exportó a Tel Aviv torretas del Vehículo RG 31, sistemas electroópticos de vigilancia, todoterrenos y componentes del avión A330. Todo para que les fuesen instalados nuevos dispositivos, sistemas de control o software, y posteriormente fueran reexportados a España.

Dado que Tel Aviv es potencia fabricante, las ventas de armas españolas a Israel son limitadas. De hecho, en 2013 ascendieron a 4,9 millones de euros lo que supone poco más del 1% del total de las exportaciones españolas de armamento.

Parte del material exportado tiene naturaliza deportiva (componentes y munición de armas de caza y pistolas deportiva) pero como reconoce el ejecutivo “las exportaciones e importaciones de material de defensa con este país se derivan en gran medida de acuerdos y convenios firmados entre ambos Gobiernos, a través de los Ministerios de Defensa, fundamentalmente en el desarrollo de programas de cooperación en el ámbito militar”. De ahí que la mayor parte de lo exportado consista en material comprado a Israel por España que necesita ser exportado con posterioridad para ser reparado o mejorado. Es decir, las exportaciones españolas de armamento a Israel recogen en realidad buena parte de las importaciones.

Según lo dicho por el Gobierno en una respuesta parlamentaria al grupo mixto el pasado mes de septiembre, “desde 2001 no se ha autorizado la exportación definitiva de ningún armamento ni equipo que resultasen letales, salvo munición para pruebas. Tampoco se han autorizado exportaciones de equipos que pudiesen ser empleados como material antidisturbios por parte de las Fuerzas Armadas o de seguridad de Israel”. Hoy el ministro de Defensa Pedro Morenés, viajará a Tel Aviv en la que será la primera visita de un titular de defensa español al país.


Fuente: Mariela Rubio, Cadena Ser - España

Tomado de  http://www.palestinalibre.org

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

ShareThis

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...